La sillita de paseo

El asiento es reversible, pudiendo utilizarse mirando hacia delante o hacia atrás y se puede enganchar y desenganchar fácilmente gracias a un cómodo mecanismo centralizado.

La sillita de paseo se cierra con el asiento enganchado tanto de cara a la madre como de cara a la calle

El asiento es reversible, pudiendo estar orientado hacia la madre o hacia la calle y se puede enganchar y desenganchar fácilmente gracias a un cómodo mecanismo centralizado.

Se reclina completamente gracias al mecanismo centralizado. El asiento se pone en horizontal, incluidas las piernas.

La capota ofrece cobertura total Full-Cover para garantizar una protección máxima frente a los rayos solares cuando el niño está completamente extendido y dispone de protecciòn anti-UV (UPF 50+).

El separador de red de la capota fomenta la circulación de aire por el interior de la sillita para mantener un ambiente fresco y ventilado. Óptima para vigilar al niño durante el paseo.

El cubrepiés suave y acolchado también se puede enganchar en una posición que proteja al niño del frío.